La policía atacó con balazos de goma y gases lacrimógenos a los trabajadores que están tomando la planta y a sus familias que se encuentran acampando afuera en reclamo de sus puestos de trabajo, luego de que la empresa anunciara el cierre de la gráfica. Convocan a concentrar en las puertas de la fábrica.

Los trabajadores se encuentran ocupando la planta ubicada en el barrio de Nueva Pompeya en defensa de sus puestos de trabajo luego de que la patronal anunciara el cierre de la fábrica gráfica, con lo cual más echarían a más de 300 personas.

Según denuncian, pocas horas después de que agentes vallaran el lugar hubo balazos de goma y gases lacrimógenos, por lo que los trabajadores afirman que “es un abuso de la policía”.

Diversos sectores sindicales y los trabajadores de la planta “convocan a todas las organizaciones a concurrir a la planta en Pompeya – Corrales 1393”

Hacer Comentario