En el marco de la experiencia de la Red de conectividad, Atalaya Sur recibe la visita de la empresa Huawei Argentina.

Juan Bonora, Vicepresidente y Director de Relaciones Institucionales de la compañía, estuvo presente junto a su equipo técnico, integrado por Germán Gómez Mallo y Li Aiping, Gerentes de Producto, con el objetivo de interiorizarse del despliegue y el mantenimiento de la red. 

El intercambio se produce luego de la primera visita que realizaron los estudiantes de los cursos de formación en Conectividad, en mayo del presente año, al Centro de Entrenamiento de Huawei Argentina, invitados por la compañía tecnológica.

Durante la misma, recibieron capacitaciones integrales en las áreas de despliegue de productos tecnológicos de última generación en conectividad, a cargo de Pablo Lombardo, Gerente de soluciones de acceso fijo, y sobre Higiene y Seguridad, a cargo de Marcelo Savasi, Director de Calidad.

En relación a los desafíos y al trabajo que desarrolla la empresa tecnológica, tanto a nivel nacional, como global, conversamos con Juan Bonora, sobre los ejes en los que Huawei trabaja para implementar estrategias de conectividad a nivel regional y en Argentina, si articulan políticas de acceso a la conectividad con los Estados.

Al respecto, el Vicepresidente de la compañía expresó: “Huawei es una empresa privada, donde los accionistas son empleados, o gente que se ha jubilado en la empresa. Con lo cual, dependiendo de cada uno de los países, hacemos contratos o acuerdos comerciales, dependiendo de quien nos compra. En Argentina en particular, nuestros principales clientes, en la parte de conectividad, son las grandes operadoras de telecomunicaciones como; Telecom, Telefónica, Claro, y además, le vendemos a empresas que tienen relación con el gobierno, como es el caso de ARSAT ( Empresa Argentina de Soluciones Satelitales S.A)’, sostuvo.

En esa misma línea, el representante ejecutivo consideró además, que “siempre, la forma de relacionarnos es a través de un contrato comercial, que tienen que seguir, tanto el requerimiento técnico de la empresa de acuerdo a lo que necesita, como también, a las condiciones necesarias de acuerdo a cómo Huawei lo quiera vender”.

En otro orden de cosas, se expresó sobre el interés de conocer la experiencia de conectividad de la Red Atalaya Sur, particularmente, sobre las fortalezas que le ven a este proyecto, y de qué manera se puede articular entre empresas y organizaciones sociales, y señaló que “Huaweí, además de ser una empresa comercial, como hay varias, y todas las que hacen fabricación de equipos, tienen un fin comercial, puedo decir con orgullo que somos una empresa responsable. Somos un ciudadano más que quiere ser responsable con la sociedad‘, remarcó.

Puntualmente, sobre la experiencia de Atalaya Sur, “nos interesa  respecto a cómo se vincula lo que nosotros hacemos de manera diaria, y es nuestro objetivo principal de las telecomunicaciones, cómo se hace en ambientes distintos a los que estamos acostumbrados’, señaló el Vicepresidente, y agregó: ‘En el caso particular de Atalaya Sur, nos sorprende, cómo han logrado pese a todas las dificultades, tanto desde el punto de vista económico, como la infraestructura, teniendo en cuenta que en estos barrios no hay una estructura uniforme, hay cambios. Nos decían que el frentista tiene que hacer cambios, y toca la instalación, o que aparecen edificios nuevos constantemente, por lo que conocer cómo se hace ese tipo de soluciones en escenarios que para nosotros no son muy conocidos, nos parece realmente muy interesante, y además, porque creemos que es un aporte muy grande para la sociedad”, reflexionó.

Asimismo, enfatizó en la importancia y la necesidad del entramado y sostenimiento de redes en los sectores populares: “Nos han comentado ustedes, sobre cómo ayudó el tema de la conectividad, y cómo se hizo extremadamente necesario el tema de la comunicación y de la conectividad durante la época de pandemia. Y eso es algo que lo resolvieron de una manera increíble, pasando de 50 a 500 hogares, en cuatro meses. Aprender de todo eso nos interesa un montón”, expresó.

Al ser consultado sobre el despliegue de estrategias de conectividad desde Huawei en barrios y territorios que no son considerados de gran rentabilidad para el mercado, y si existen proyectos similares en China en particular, y a nivel latinoamérica, manifestó.

Sabemos que en China si se han desarrollado experiencias similares, porque una de las formas que implementó Huawei para ingresar al mercado, cuando recién se fundaban, fue el hecho de ayudar a comunicar sectores que otras empresas no estaban interesadas en cubrir, que era básicamente, la zona rural”.

En ese sentido, consideró que “el concepto de zona rural es diferente al concepto de zona rural que nosotros conocemos. Si bien, en China la zona rural es un espacio de mucho terreno, a diferencia de las casas de la zona rural argentina, en donde hay casas esparcidas en los cascos de cada una de las fincas, allá las edificaciones son centralizadas o monoblock, donde todos los habitantes rurales viven en una misma zona, como si fuera un mini pueblito, y desde ahí se distribuyen para hacer las tareas”.

Estableciendo un paralelismo con la experiencia de la Red Atalaya Sur, el responsable de la compañía consideró que  -en términos de conectividad- la zona rural de las provincias chinas “no estaba muy bien atendida, y a Huawei le interesó, y fue uno de los grandes motivos del éxito, y de lo que nos ayudó a crecer muchísimo”, sostuvo.

En relación a la experiencia local, señaló que “principalmente, tenemos como clientes a las grandes operadoras mencionadas anteriormente, sumadas además a Claro, Telecentro, Iplan, pero en este caso, como empresas ISP (Internet Service Provider), en un escenario como el de ustedes, donde además, son una cooperativa y una organización social, es el primer caso, y estamos convencidos del éxito”, completó Juan Bonora.

Fuente: Atalaya Sur – Proyecto Comunidad.

Hacer Comentario