La tradicional heladería artesanal cierra su planta de producción en Balvanera para tercerizar la producciòn y a su vez buscan franquiciar los locales de la firma. Freddo es parte del grupo Pegasus perteneciente hasta el recientemente vicejefe de Gabinete Mario Quintana.

La heladería artesanal Freddo cerró su planta de producción en lo que presentan como un “proceso de reconversiòn de su negocio para fortalecer la marca”. Lo concreto es que los trabajadores se mantienen con una gran incertidumbre ya que buscan tercerizar la producción y franquiciar los locales.

La empresa que pertenece al grupo Pegasus del hasta el fin de semana vicejefe de Gabinete Mario Quintana abrió los retiros voluntarios durante el último mes en un síntoma de cierre. En la planta elaboradora hay 60 trabajadores y la empresa sostiene alrededor de 300 más.

“Esta reconversión del negocio, de un sistema de locales propios a otro que incluya franquicias, busca potenciar a empresarios, pymes y emprendedores, sin afectar la cantidad de gente que trabaja en la marca Freddo. Freddo, a través de su red de franquiciados, facilitará la reinserción laboral de los colaboradores que quieran seguir con la marca“, afirmaron desde Freddo en un comunicado.

El kilo de helado de Freddo ronda los 390 pesos y ha visto una brusca caída en el consumo producto de la crisis, además pierde terreno contra las cadenas de helados industrializados que tienen precios mucho más bajos y le han quitado público a las heladerías artesanales.

“La empresa viene trabajando en varios cambios para ampliar su presencia en el mercado nacional e internacional. Freddo se asegurará de mantener el control sobre el proceso productivo artesanal y sus recetas únicas que garantizan su sabor y calidad de siempre. Además buscará abrir 50 nuevos locales en los próximos 24 meses para consolidar su liderazgo en el mercado”, concluyeron”

Hacer Comentario